TOTAL: {[ getCartTotalCost() | currencyFilter ]} Update cart for total shopping_basket Checkout

Latin America Dashboard Digest | Notas de la directora general IAPP América Latina, 25 de agosto 2016 Related reading: Notas de la directora general IAPP América Latina, 16 octubre 2018

rss_feed

""

DPC18_Web_300x250-COPY

¡Buenos días!

Ya estamos a unas cuantas semanas de P.S.R. 2016 (Privacy. Security. Risk. 2016) el congreso presentado por la IAPP Privacy Academy y CSA (Cloud Security Alliance). A todos aquellos que no han tenido la oportunidad de asistir, este es el congreso que reúne en un mismo lugar a la privacidad/protección de datos personales y la seguridad. Es una excelente oportunidad para aprender sobre temas que, en ocasiones, resultan complejos y difíciles de entender para los abogados, y ver la materia desde otra perspectiva. ¡Los esperamos en San José, California del 13 al 16 de septiembre!

Las vacaciones terminaron y, con ello, millones de estudiantes han regresado a clases. Para muchos, fueron sus primeros días en el colegio, lo cual es obviamente un motivo de alegría para los padres. Sin embargo, hay que tener cuidado con la información personal, como fotos e imágenes, que publicamos de nuestros hijos y su entorno en redes sociales, ya que una vez que las subimos perdemos el control sobre ellas y resulta muy difícil y a veces imposible recuperarlas. Aunque una gran parte de la sociedad sabe que revelar información personal en la red puede resultar peligroso y que incluso estamos enterados -por los medios o por gente cercana- que se han cometido crímenes derivados de información obtenida de redes sociales, seguimos publicando información que puede revelar mucho sobre nosotros y, más grave aún, sobre nuestros hijos.

Aunque la labor de las autoridades, algunas empresas y medios, para lograr una concientización sobre el uso de redes sociales ha sido ardua, la responsabilidad recae en nosotros como titulares de datos personales y representantes de nuestros hijos. No publiquemos fotos, videos, imágenes, etc. que revelen quiénes somos, quiénes son nuestros hijos, a qué escuela van, dónde viven, etc.; con ello damos pie a que muchos delincuentes hagan sus pesquisas y cometan actos ilícitos al por mayor. Seamos conscientes del valor de nuestra información y de que una imagen que parece inofensiva, pues refleja el orgullo y amor hacia nuestros seres queridos, puede ser una invitación para un delincuente. Recuerden que una imagen revela mucho más de lo que podamos imaginar y ver a simple vista.

Como siempre comento, queda mucho por hacer en materia de protección de datos personales, empezando por la concientización de los titulares en cuanto a sus derechos y el valor de su información. Como ciudadanos involucrados en esta materia y en nuestro ámbito de acción, colaboremos para que se conozca el valor de la información y el derecho humano a la protección de datos personales.

Sin más por el momento, los dejo con las contribuciones de mis colegas en la región.

Atentamente,

 

Comments

If you want to comment on this post, you need to login.